Ideas para conseguir una dieta equilibrada

 In BLOG

El objetivo fundamental de la dieta es mantener las funciones orgánicas a pleno rendimiento. Así desempeñaremos las actividades diarias correctamente. Y no solamente nos referimos a las externas como caminar, descansar, cargar pesos elevados, estudiar, etc. Sino también a las internas y metabólicas (mantener nuestras defensas activas, reponer fibras musculares rotas por el ejercicio, regular la temperatura corporal, producir enzimas digestivas, y un largo etcétera).

Para ello debemos atender principalmente a la cantidad de nutrientes que tomamos, sino también a la calidad de las mismas: Aquí os dejamos un ejemplo de cantidad diaria de macronutrientes:
– 45-60% Hidratos de carbono (cereales integrales, frutas, legumbres y verduras).
– 15-25% Proteínas, a poder ser vegetales (carne, pescado, huevos, vegetales, legumbres y frutos secos).
– 20-30% Grasas, preferiblemente insaturadas (aceite de oliva, y fuentes de ácidos grasos omega-6 y omega-3).

Como ves, también es importante atender a la calidad de los mismos. Ya que estaremos haciendo la mitad del trabajo si nuestras fuentes de alimentos son de mala calidad (azúcares, grasas saturadas, alcohol, etc.).

Todo esto muchas veces conlleva grandes dolores de cabeza para cuadrarlo todo bien, ya que el ritmo de vida o el estado de ánimo nos influye a la hora de decidir que alimentos tomar.

Por eso en Manduka Food, queremos ayudarte dándote las claves de una buena gestión de la dieta. Porque no siempre hace falta ser un experto en nutrición. Ya que si no existen objetivos estrictos o patologías no es necesario. Por eso, aquí te dejamos nuestro decálogo (más bien ideas básicas) para conseguir una dieta equilibrada:

1.- Planifica tus comidas. Sigue un plan de alimentación con las comidas diarias que vas a hacer y la hora a la que debes comer.  Deja pasar el suficiente tiempo para tener hambre pero para no llegar a picar (Entre 3 y 6 es lo recomendable).
2.- Gestiona tu cesta de la compra. Según las comidas planificadas, haz tu cesta de la compra. Así comprarás los alimentos necesarios y evitarás improvisar, casi siempre improvisar es comer mal. Y siempre saciado, evitarás antojos.
3.- Come apeticible y rico. La dieta saludable y equilibrada no debe ser difícil de mantener. No decimos que tomes algún capricho, pero si no disfrutas lo que comes en tu día a día será más difícil alimentarte bien.
4.- Crea hábitos estables. Siempre será más fácil continuar con un programa de alimentación sano si habitúas a tu estómago y tu cerebro. Puede que al principio no te salga bien, pero continua, es una de las claves. Entre 3 y 4 semanas conlleva de media crear un hábito.
5.- Tiende a la baja. Raciones pequeñas en platos pequeños son importantes si estas en una dieta de perdida de peso, siempre estarás a tiempo de añadir más comida a tu plato. Además, en la mayoría de ocasiones pensamos que necesitamos más y no suele ser así.
6.- Organiza tus planes. No tiene sentido limitar tu vida social por la alimentación, pero tampoco pueden dominarla. Por ello aunque comas fuera de casa planea que días sales fuera y te permites un capricho, y que otros días será mejor que comas en un sitio que te permite opciones saludables.
7.- Recurre al movimiento. Alimentación y ejercicio van de la mano. Por tanto, si haces ejercicio te será más fácil controlar tu apetito y gestionar la ingesta. Además, piensa lo bonito que es sentirte agusto con tu cuerpo.
8.- Se consciente de lo que haces. Muy importante, cada vez que hagas algo relacionado con tu dieta no lo hagas por un impulso, reflexiona. Debo comer esto porque es bueno para mí, no debo comer esto porque al final no me sentará bien, tengo que comer a esta… Y sobre todo el porqué lo haces. En el siguiente punto te damos un truco para que sea esto más fácil.
9.- Engaña a tu cerebro cuando lleguen los antojos. Todos tenemos debilidades y un mal día. Por eso si sientes que la ansiedad te ataca, combátela, saciarte antes de comer con una manzana, comer despacio o tomar un batido saludable dulce, ayudará a evitar catástrofes.
10.- Sentido común. Es la norma más importante. Si crees que algo no es saludable, no lo tomes, si has comido ya suficiente no repitas, y así sucesivamente. Lo más importante es esto, de hecho, todas las normas se basan en este principio: El sentido común.

Una vez más, recuerda que en Manduka estamos para ayudarte, pero al final el/la que construyes tu camino eres tú. Debes de mantener ese estilo saludable que tanto bien te hace y cuidarte como te mereces.

Recent Posts

Dejar un comentario

Escríbenos

Contáctenos para resolver cualquier duda o consulta relacionada con nuestros productos o su distribución comercial.

Not readable? Change text. captcha txt